martes, 25 de junio de 2013

Por la Escuela Pública

Creo en lo que hago: 
Creo que la música nos hace crecer como personas, nos da la oportunidad de aprender muchísimas cosas, nos ayuda a comprender conceptos complicados, nos permite expresarnos con un lenguaje diferente del oral. 

Creo que si cantas, tu mal espantas, que si te mueves no caducas. 

Creo en una escuela que de verdad sea de tod@s y para tod@s. Una escuela en la que cada uno aporta lo que sabe, grandes y chicos, y todos podemos aprender de todos. Una escuela en la que los alumnos son los que marcan su propio aprendizaje, los que tocan, investigan, improvisan... Los que deciden que a esta canción le podemos poner un poco de ritmo con instrumentos musicales o los que inventan una danza porque ese día les apetece levantarse de la silla. Creo en una escuela en la que cabemos todos.
Creo que no es bueno acostarte cada noche pensando en cómo puedes ayudar más a tus alumnos, que no es sano trabajar hasta las mil en casa porque se te ha ocurrido que, con esta actividad, pillarán mucho mejor lo que has explicado pero inevitablemente lo haces.
Creo que ser maestro ocupa las 24 horas un día y los 365 días del año, que hay mentes inquietas (quizá como la de ésta que ahora escribe) que no paran ni un segundo de darle vueltas a la cabeza para estar a la altura de las circunstancias, de tratar de darle la vuelta a la tortilla para que ese aula, en el que no hay instrumentos, sea ahora una clase en la que todos hemos construido un cotidiáfono y podamos formar una orquesta con todo el cole.
Creo que sin música, la vida es un error y que es una materia que desarrolla de forma completa todas las Competencias Básicas de las que tanto habláis. Creo que los políticos deberíais ser más lógicos con lo que estáis haciendo, porque la educación no es un bien de consumo.
Creo que vale más una imagen que mil palabras, y que si quieres algo, no puedes dejar de luchar por ello. Creo que tenemos que defender lo que es nuestro y en lo que creemos.

Creo que me estoy enrollando demasiado.

Y creo que este año he tenido unos compañeros estupendos que me han enseñado muchísimo, que me han ayudado en mi labor, que son enormes como personas y que han conseguido que nuestra protesta sea muy especial. Que, armados con una camiseta verde y muchas muchas ganas, somos capaces de defender nuestra escuela.

Por ello nos levantamos de las sillas, dejamos las tizas sobre las mesas, apagamos los proyectores y nos ponemos a bailar: porque la educación no se vende, se defiende.


 

Gracias a toda la gente del Pradera que colaboró en la idea de preparar una sorpresa para los niños en la Fiesta de Fin de Curso: Por los ratos que habéis dedicado a los ensayos, por prestaros a grabarlo en vídeo y sobre todo por la labor que hacéis dentro y fuera del aula. Aprovecho para agradecer lo mismo a los que no participaron, porque sus caras no se ven pero su empeño es el mismo que el nuestro. 

Gracias por este curso compañeros

1 comentario:

  1. Ole ole mi compi!!! Eres un amor y el amor al trabajo se ve en tí y en muchos de los compis que hemos trabajado por una escuela pública y de calidad este curso.

    ResponderEliminar

Antes de realizar un comentario, lee estas normas:

- No escribas comentarios ofensivos o con fines publicitarios.
- Cíñete al tema del artículo.
- No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando.
- Utiliza adecuadamente el español.
- Tu comentario no se publicará inmediatamente, ten un poco de paciencia.

Todos los comentarios que no cumplan con estos requisitos no serán publicados. No se trata de una cuestión personal sino de mantener la lógica del blog y hacer que todo fluya de la mejor manera posible.

¡Gracias por compartir tus experiencias!